• Ética:

    Nuestras actuaciones están orientadas en la vía de la transparencia y de la integridad, haciendo correcto uso de todos los recursos que se nos confían.
  • Disciplina:

    En nuestro diario accionar lo que nos conduce al logro de los objetivos propuestos es la constante autoexigencia, el orden, la perseverancia en el cumplimiento de los deberes y normas, así como la búsqueda del mejoramiento continuo.
  • Coherencia:

    Nuestras acciones son consecuentes con nuestros pensamientos y palabras. Practicamos siempre lo que predicamos.
  • Responsabilidad:

    Cumplimos estrictamente las normas y obligaciones para lograr con efectividad los objetivos propuestos.
  • Respeto:

    Nuestras acciones están encaminadas a valorar y cuidar nuestros clientes, empleados, autoridades, proveedores, recursos físicos y naturales, todos ellos son nuestra razón de ser.
  • Honestidad:

    Somos transparentes y rectos en nuestro actuar.
Comparte esto: